Paté de Aceitunas y maní

el

Los patés vegetales son siempre una excelente y sana opción para degustar buenos panes, bruschettas o crostinis. Sí además le sumamos lo sencillo que resulta prepararlos, es un as bajo la manga de un chef casero.

Cocinar no solo genera satisfacción al comer, esa es solo una deliciosa consecuencia.  La cocina es un lenguaje en que todos nos comunicamos, sepamos cocinar o no, desde el simple café en la mañana con los compañeros de oficina, una gran comilona con los amigos o el maravilloso desayuno sorpresa en la cama (mi momento favorito del fin de semana).

Otra forma en que se genera esa comunicación, y particularmente es la que más disfruto, es compartir lo que sabemos y más nos gusta. Esta receta es un ejemplo de ello, desde el pan con cerveza que me enseñó Valentina hace un año hasta este paté que Amber me enseñó un día antes de hacer el primer taller de ciabattas en el Parque Cultural. Un blog puede ser de gran ayuda para atreverte en la cocina, pero sin duda los amigos golosos como uno pueden ser un plus, no solo puedes aprender con ellos su dato de cocina más rico, sino que además puedes compartir un gran momento en la mesa, tal como dije, la esencia de todo siempre es disfrutar.

pate1

Para hacer este increíble paté, de mi amiga Amber, necesitas:

Ingredientes.

  • 3/4 taza de maní tostado sin sal.
  • 1 taza de aceitunas descarozadas.
  • 1/4 de taza de aceite de oliva extra virgen.
  • 1 diente de ajo pequeño.
  • sal y pimienta a gusto.

Usar el maní sin sal es para que nosotros podamos controlar en todo momento el sabor, por lo tanto, lo mismo se aplica para las aceitunas. Es ideal comprar aceitunas naturales, es decir, sin sal ni vinagre. Otro consejo es no comprar aceitunas previamente descarozadas, ya que las dejan remojando en agua y pierden todo el aceite y sabor.

pate2

Teniendo en cuenta estos consejos, el resto de la receta es simpleza máxima.

Mezcla las aceitunas descarozadas por tu hábiles manos, con el ajo picado muy fino y el aceite de oliva, reserva.

En una procesadora,  mixer o licuadora tritura el maní por unos 3 a 4 minutos. Puedes moler hasta generar una pasta muy fina, como mantequilla de maní, yo lo dejo un poco granulado porque me gusta una textura más rústica.

pate3

Cuando ya tengas listo el maní, agrega las mezcla de aceitunas con ajo y aceite, también agrega sal y pimienta, dale un par de minutos más hasta que logres una textura espesa, cremosa y suave. La consistencia es tal como un paté, si la quieres más líquida puedes agregar más aceite de oliva o incluso agua para no hacerla tan pesada. Prueba y rectifica la sal.

pate4  

La puedes servir de inmediato con algunas semillas para decorar si quieres, o la puedes refrigerar por varios días. Eso sí, en un frasco con tapa para que no se reseque con el frío ni cambie de color.

Puedes usar aceitunas verdes, también sin sal y vinagre, obtendrás una pasta con un sabor un poco más delicado, menos intenso quizás, pero igualmente delicioso.


Puedes ver más recetas en PanBatido.com, seguirlo en Facebook o Instagram.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s